Sangaku, o las matemáticas sagradas de los templos japoneses

Lo más reciente:

Sintoísmo

El Sintoísmo es el nombre que recibe la religión tradicional japonesa y aquella que tiene más seguidores en el país del sol naciente (después del budismo japonés). Se basa en la veneración a los Kami (espíritus de la naturaleza), en la observancia de estrictas reglas familiares  y el respeto a la tradición.

Una de las tradiciones más importantes del Sintoísmo es colocar pequeñas tablillas con inscripciones en la puerta de los templos, destinadas a complacer a los dioses. Durante el periodo Edo (dos siglos en los cuales la isla superó sus divisiones internas, se aisló del resto del mundo y vivió bajo el mandato del Shogun) esta tradición no hizo sino volverse más popular, pero además de las “ofrendas” en forma de tablilla surgió una curiosa variante: los Sangaku.

Sangaku

Los Sangaku consisten en problemas de lógica matemática inscritos en las tablillas. Cada uno de ellos tiene un autor específico, el cual firma el problema y lo deja en el templo.

Pero no se trata de una ofrenda o un ritual religioso. En este periodo los templos eran seguramente el lugar de mayor tránsito de la región, por lo que el objetivo de las tablillas realmente era llegar a la mayor cantidad de personas posibles. Cualquiera, desde un Samurái (un señor feudal) hasta el más humilde campesino, podía tomar la tablilla y sentarse a tratar de resolver el problema.

Así, las matemáticas en Japón se convirtieron en una especie de “tradición popular”. Debido al aislamiento no había muchas novedades en la sociedad, por lo que muchos se dedicaban en lleno a resolver estos problemas, lo que se vino a convertir en una “gimnasia para el alma”.

Si bien la mayor parte de los problemas son bastante sencillos, algunos involucran nociones bastante avanzadas. Sin embargo, por lo general se trata de problemas de geometría euclidiana que tienen una solución relativamente fácil, por lo que sirvió para incrementar el interés de la población en estos problemas.

Pero lo que es aún más interesante: los problemas matemáticos propuestos en las tablillas fueron origen de algunos de los primeros teoremas matemáticos japoneses. Por ejemplo, los dos teoremas de Mikami-Kobayashi, el primero de los cuales también llamado Primer Teorema Japonés, fueron producto de los Sangaku.

Lamentablemente, con la Restauración de mediados del siglo XIX muchas de las antiguas tablillas (algunas de las cuales tenían varios siglos de antigüedad) se perdieron, y en la actualidad solo quedan unas 900. Sin embargo, son suficientes para recordarnos de lo particular de la sociedad japonesa y de su curioso amor por las matemáticas.

Imagen: revistasacitametam.blogspot.com.co

Sangaku, o las matemáticas sagradas de los templos japoneses
29 julio, 2017
Se habla de:                         

Ver más Artículo al azar