Rebeliones campesinas: el levantamiento de Dazexiang y la caída de la Dinastía Qin

Lo más reciente:

La Dinastía Qin

Durante milenios, los diversos reinos y ciudades de los valles del Río Azul y el Río Amarillo vivieron en luchas constantes, con cualquiera de ellos ganando primacía en algún momento para luego perderla en un momento posterior. Pese a los esfuerzos de diversos gobernantes, la región nunca estuvo realmente unificada, pues los deseos de independencia de cada región superaban la capacidad de control de los gobiernos centrales y las  sucesivas dinastías.

Esto cambió con la Dinastía Qin. Nacida en el año 221 a.C., esta dinastía logró conquistar la práctica totalidad de estos valles y, apalancada en la tradición de Confucio, sentar las bases de una tradición imperial que duraría más de dos milenios. Sin embargo, aún pese a estos logros sería una de las dinastías más cortas en la historia de China: apenas 16 años.

Y esto se debió a que el gobierno no estaba bien organizado y sus emperadores se caracterizaron por su dureza y crueldad. Tras la muerte del Primer Emperador Qin en el año 210 a.C. diversos consejeros buscaron el trono para sí, dejando el reino en desorden y fomentando la rebelión.

Dazexiang

La rebelión de Dazexiang comenzó en el año 209 a.C., cuando los oficiales militares Chen Sheng y Wu Guang se encontraban camino al norte, a la ciudad de Yuyang, la cual debían defender contra invasores externos.

Sin embargo, debido a una serie de fuertes tormentas se vieron obligados a tomar refugio en la región de Anhui, donde esperaron que el clima mejorara. El problema era que dentro de la dura legislación de la Dinastía Qin se dictaba que cualquier funcionario público que llegase tarde a uno de sus trabajos sería ejecutado… incluyendo a los militares.

Esto les dejó a Chen y Wu una sola posibilidad: escapar con sus hombres y defenderse si era necesario.

Es importante hacer una aclaración aquí. Mientras que en Europa y el Medio Oriente (y también en India) existía una “clase guerrera” que se encargaba de combatir, en China la clase alta era más bien poco dada a la violencia, debido a la tradición confuciana. Esto significa que la mayor parte de los soldados y comandantes eran de origen campesino, y que tenían contactos en sus regiones de origen. Las rebeliones campesinas de China, al contrario que las europeas, eran comandadas por soldados profesionales y generales capacitados, que podían fungir como vanguardia del ejército rebelde mientras los campesinos iban adquiriendo entrenamiento.

Volviendo al tema, los dos oficiales volvieron a sus regiones de origen con sus tropas y orquestaron una rebelión que involucró 900 aldeas. En pocas semanas tenían un ejército de 10.000 hombres siguiéndolos. Sin embargo, dicho ejército estaba demasiado disperso y fue imposible para los dos oficiales dirigir de manera exitosa las operaciones en los diversos frentes y sus tropas fueron derrotadas. Poco después serían asesinados por sus propios hombres y la rebelión se dispersaría.

La Dinastía Han

Si bien el levantamiento de Dazexiang fracasó, sembró la semilla que en últimas llevaría a la caída definitiva de la Dinastía Qin.

Al igual que Chen y Wu, Lui Bang era un oficial que tenía como propósito llevar unos prisioneros a que trabajaran en la construcción del Primer Mausoleo del Emperador. Algunos prisioneros escaparon, lo que significaba esencialmente que Lui sería ejecutado al llegar.

Tras sopesar sus opciones, Lui optó por liberar a todos los prisioneros, muchos de los cuales le agradecieron por el acto y se quedaron a su lado como soldados. Juntos viajaron a las Montañas de Mangdang, donde vivieron en una fortaleza como fugitivos. Esto de hecho ocurrió antes de la rebelión Dazexiang, pues Lui consideró bajar de las montañas a apoyar el esfuerzo de guerra de Chen y Wu.

Poco después de la muerte de estos dos personajes comenzaron nuevas guerras de rebelión de los antiguos reinos que habían sido conquistados por los Qin. Uno de estos reinos era el reino de Wu, cuyo gobernante, Xiang Liang, recibió el apoyo de Lui. Poco después este gobernante moriría en batalla y el nuevo Rey de Wu (que dirigía la rebelión) ordenó a Lui (quien, igual que sus antecesores, comandaba un ejército de campesinos) que dirigiera su ejército contra los Qin. En este punto, el Rey indicó que aquel que primero cruzara las puertas de Guanzhong sería coronado Rey de esta Provincia, y los varios ejércitos Wu comenzaron a marchar hacia la ciudad.

Fue Liu, hábil comandante, quien ganó la carrera. Poco después entró a Ziying, capital de la Dinastía Qin, finalizando para siempre con el odiado gobierno. Fue célebre por ordenar a sus hombres mantener la disciplina y no saquear ni atacar a los nativos. Así mismo, ordenó retirar los anales Qin para poder escribir más adelante la Historia del Reino, un acto muy valioso para los historiadores del futuro.

Al final, Liu terminaría dominando también al Reino de Wu, y fundando la Dinastía Han, la más célebre de las dinastías de la antigüedad china. Pero eso es otra historia.

Bibliografía:

  1. https://en.wikipedia.org/wiki/Dazexiang_uprising
  2. https://en.wikipedia.org/wiki/Emperor_Gaozu_of_Han#Insurrection_against_the_Qin_dynasty
  3. https://en.wikipedia.org/wiki/Qin_dynasty

Imágenes: 1: imgur.com, 2: pinterest.com, 3: therebelandthepuppetmaster.weebly.com

Rebeliones campesinas: el levantamiento de Dazexiang y la caída de la Dinastía Qin
7 febrero, 2019

Ver más Artículo al azar