“Pingos”: el peligro oculto de los enormes cráteres siberianos

Ciencia, Clima salvaje y naturaleza

Un informe científico

Según los últimos informes del Instituto Trofimuk de Geología y Geofísica en la ciudad de Novosibirsk, los enormes cráteres que aparecen en Siberia, obedecen al calentamiento global que se cierne sobre el planeta. Hay que aclarar que estos enormes huecos monticulares han sido estudiados hace poco, y hasta ahora la explicación científica los aproxima más a la necesidad de nuevas fugas de gas metano que genera la T            ierra.

Estos científicos aluden que los cráteres son creados por el derretimiento de los hidratos del suelo, de ahí que ocupen amplios espacios que sacan el metano de las profundidades del planeta. Son como volcanes en formación geológica pero creados debido al calentamiento global que derrite el permafrost (la capa de hielo de la superficie terrestre) hasta formar lagos que se volvieron más profundos. Fueron analizados en el 2015 en la provincia de Yamal, donde encontraron que con el tiempo estos “pingos”, habían hecho erupciones de metano, produciendo angustia entre los científicos.

Teorías catastróficas sobre los pingos

Ygor Yeltsof fue uno de los científicos participantes de la investigación en los lagos de Yamal, evidenciando por primera vez estas formaciones geológicas de manera detenida. No sólo quiso explicar cómo se formaban los pingos sino además cómo afectaban la región y el planeta, para lo que se remitió a la teoría sobre la amenaza del metano.

Esta teoría dice que desde hace millones de años en todo el norte ártico vivían animales, plantas y bacterias pero con el enfriamiento de la tierra, el hielo sepultó todo este material orgánico debajo del permafrost. Pero como las bacterias se alimentan de dicha materia orgánica, liberaron una gran concentración de metano que no salió a la atmósfera porque la barrera del permafrost lo impidió.

Con el calentamiento global del siglo XX, el derretimiento glacial ocasiona que ese metano salga liberado de maneras no convencionales: los pingos son la muestra clara de cómo se libera este gas.

La misma formación monticular hace que el gas metano salga liberado a la atmosfera cuando el pingo explote, este fenómeno ocasiona gran preocupación porque el metano como ayuda a conservar más calor (25 veces más, molécula a molécula, que el mismo dióxido de carbono), ayuda a que el efecto invernadero arruine los ecosistemas terrestres como ya comenzó hacerlo en Rusia.

La mirada de los habitantes siberianos

No todos piensan que la explicación científica es la acertada, muchos pobladores descendientes de los antiguos siberianos tienen otras opiniones sobre este fenómeno. Parece que estos enormes huecos de las montañas son originales de hace más de un millón de años, pues aquí descansan muchos de los dioses originales de esas antiguas etnias que habitan por estos territorios. Aunque parece ser que en efecto los agujeros existen (al menos en parte) desde hace algún tiempo, es la magnitud del fenómeno reciente lo que causa verdadera preocupación.

La palabra “bulganniakh” viene del idioma yamuto de las etnias siberianas y es el nombre que originalmente le dan a los pingos. Cabe suponer que por aquello muchas de las creencias de la formación del mundo de ellos, tienen como sede central dichos pingos.

Pero entre los esquimales la palabra “pingo” quiere decir “cerro pequeño”: nunca fueron tan grandes como los que encontramos hoy en día en Siberia. La connotación esquimal no tiene en este caso ningún componente religioso.

Otros lugares donde se han visto Pingos

No sólo en Rusia encontramos estas formaciones geológicas. A pesar de que no han sido estudiadas con la misma rigurosidad, ellas también se presentan en el delta del Rio Mackenzie, Canadá: esta zona es la que mayor concentración de pingos tiene (casi 1.300). También en Alaska, Noruega y Groenlandia se ha encontrado pingos, aunque ellos no tienen la misma profundidad y los mismos efectos en los ecosistemas. En Alaska, sin embargo, los pingos se han multiplicado con las extensas excavaciones mineras de los últimos años.

Este fenómeno a pesar de que sólo está presente en el norte del planeta, afecta en gran magnitud la vida en todos los lugares. Aunque nadie sabe a ciencia cierta cómo el derretimiento del permafrost libera el metano, todo parece indicar que el culpable es efectivamente el calentamiento global que derrite la capa que lo mantenía encerrado bajo tierra. Así, se crea un círculo vicioso en el que el Metano genera más calor y el calor… más Metano.

La prensa rusa, ha intentado comparar el fenómeno de los cráteres con “El triangulo de la Bermudas”, pues en estos lugares, los gases de metano hacen grandes explosiones a todo aquello que pase cerca, dando el claro mensaje de peligro al surcar estos territorios alejados de la civilización humana. Pero también la misma concentración de gas envenena la atmósfera y muchos de las consecuencias se están viendo en toda la provincia de Yamal en Rusia con la pérdida de cultivos y las insolaciones que han quitado la vida a alguna parte de la fauna local. Los medios rusos le han prestado mucha atención a este fenómeno, en particular el periódico The Siberian Times.

Imágenes: 1: actualidad.rt.com, 2 y 3: siberiantimes.com

“Pingos”: el peligro oculto de los enormes cráteres siberianos
Se habla de:                         

¿Conoces acerca de...?