Paraguay y Colombia: Historia de una Hermandad

Curiosidades, Historia

Una ayuda de hermanos

Entre Colombia y Paraguay se ha cosechado una gran amistad a pesar de la lejanía, tanto que cualquier paraguayo puede ser colombiano, según una ley colombiana del siglo XIX. Pero también, todo colombiano puede tener su nacionalidad guaraní.

Esto se debe al apoyo recibido por Paraguay, cuando salió de una guerra sufrida de 1865 a 1870 contra Argentina, Brasil y Uruguay, en la cual murió la mitad de la población masculina y perdió más de la mitad de su territorio incluyendo su única salida al mar, por parte de los brasileros y uruguayos, principalmente.

Al terminar la guerra, el país colombiano mandó ayuda a Paraguay, despreciando los hechos ocurridos, pues el desarrollo alcanzado por los paraguayos fue el principal motivo que hizo ir a la guerra a sus países vecinos. En Colombia el partido que estaba en el poder veía con admiración lo que se estaba logrando allá, pues los paraguayos eran los más avanzados para la época en el continente.

El envidiable desarrollo paraguayo

Paraguay a mitad del siglo XIX estaba en medio de su mejor desarrollo. Era un país pacífico y con una gran pertenencia nacional, vivían principalmente de la exportación de tabaco y mate a EEUU y Argentina, su comercio en la región también fue muy importante.

Gracias a eso se podía dar el lujo de mejorar la vida de su población, consiguiendo la mejor electricidad y planificación urbana. Sus pobladores tenían buena educación, eliminando en una época tan atrasada los índices de desalfabetización. Vale agregar que fue el único país que no tenía ninguna deuda externa para la fecha.

 La guerra

Aun así la paz no podía durar mucho. En 1863 Uruguay era gobernado por Venancio Flores el cual fue derrocado por un partido político que fue apoyado por los políticos de Argentina y Brasil. El presidente de Paraguay era gran amigo de Flores y había establecido buenas relaciones con Flores por lo cual declaró la guerra a Brasil.

Al inicio las victorias eran por parte del paraguayo y Brasil tuvo que aliarse con grupos indígenas que padecieron por las espadas y las balas guaraníes. Argentina para la fecha era neutral pero impidió pasar un contingente por la región de Corrientes, hecho que desencadenó la declaración de guerra a Argentina.

El presidente paraguayo Carlos Antonio López era el que organizaba el país, e incluso fue el mariscal de campo de la defensa paraguaya. Sus tropas podían mermar fácilmente los ejércitos contrarios e incluso lograron gloriosas victorias como pasó en Curupayti, allí acabaron con 9000 aliados y perdieron sólo 50 hombres.

Pero la dicha no era tanta. A pesar de la tecnificación del ejército paraguayo, los otros tenían una ventaja numérica importante y eso dificultaba las cosas. Pese a las adversidades, los soldados paraguayos defendían su territorio heroicamente y se sentían muy orgullosos haciéndolo, los soldados aliados luchaban por motivos menos… patrióticos.

Las rebeliones en Argentina

La guerra al ser tan larga ocasionó que los argentinos sufrieran rebeliones de las regiones fronterizas con Paraguay, ellos despreciaban la guerra e intentaron ayudar a los paraguayos pero su líder, el caudillo argentino Felipe Varela fue muerto antes de tiempo.

Así el presidente argentino justificaba sus hechos contra el pequeño país. Pero escritores de la talla de José Hernández y Juan Bautista Alberdi dieron su apoyo a Paraguay, lo que hizo que la guerra fuera impopular.

El fin del conflicto

Luego de una de las batallas más sangrientas en la historia de la humanidad, la batalla de Tuyuti, la suerte se volvió en contra de los paraguayos muy apresuradamente. Pues fue cuestión de meses para que cayera todo su arsenal, aun así los paraguayos juraron resistir hasta el último momento y así lo hicieron.

El hecho que dejó totalmente perdido a Paraguay fue el aplastamiento tan sangriento sufrido por la infantería brasileña. En 1869 la frota del mariscal había sido quemada por los propios soldados y empezó una época de resistencia guerrillera, pero muy frágil.

Incluso se organizó una tropa de niños soldados por parte de Bernardino Caballero que fueron pasados a cuchillo en la región guaraní de Caraguatai. Ya después la pérdida era inevitable.

Una conclusión escalofriante

Luego de esta guerra, sus vecinos abusarían con su victoria, otros países como Bolivia, Perú y Venezuela ignoraron la masacre. No sólo perdió sus territorios sino una cuantiosa cantidad de dinero tuvo que pagar. La derrota fue tan absoluta que se calcula que el país perdió más del 90% de su población masculina. Durante los siguientes 50 años Paraguay fue, bajo todos los estándares, un país despoblado.

La situación era dura y el país perdió muchos de los avances que había logrado en años anteriores. Por eso Colombia envió comida, drogas y varios médicos que ayudaron a los paraguayos, y en los tiempos más oscuros (incluso se creyó que Paraguay iba a desaparecer totalmente) se hizo esta ley (año 1869):

“Si por efecto de la guerra, el Paraguay desapareciera como nación, ningún paraguayo será paria en América, con  solo pisar tierra colombiana, en caso de producirse, gozará en forma automática de los privilegios, facultades, prerrogativas y derechos de colombiano, es decir que de perder la nacionalidad paraguaya serán automáticamente colombianos. Firman Eustorgio Salgar-(Presidente), Felipe Zapata (Ministro de Relaciones exteriores)  y Jorge Isaacs ( Presidente del Congreso)”

Imágenes: 1: taringa.net, 2: portalguarani.com, 3: elpais.com.uy

Paraguay y Colombia: Historia de una Hermandad
Se habla de:                             

¿Conoces acerca de...?


Lo más reciente