Para el 2100 se acabará el mundo

Apocalipsis, Clima salvaje y naturaleza, Desastres

El final pronosticado

En este último siglo hemos escuchado variadas veces el fin del mundo como lo conocemos, los mayas así como las historias de Nostradamus dan cuenta de este indicio. Pero ahora la comunidad científica insiste en la posibilidad que para el año señalado las personas vivamos el final de la historia. ¿A qué se debe este pronóstico?

Se supone que desde hace unos años el calentamiento global confirma pronóstico para los siguientes 500 años. En ellos se evidencia la situación socio ambiental de las comunidades que vivimos en este entorno, que es la tierra y se supone que por estar atacando los bosques, construyendo vehículos y cazando la fauna y destruyendo la flora, en poco tiempo no quedará nada sino suelos inhóspitos y algún que otro lago contaminado en la superficie de la tierra.

El efecto señalado se completará en 100 años. Los pronósticos que calculan el Ph del suelo, nos dicen que se acidifica cada día más la tierra y llegará un momento donde los paisajes sufran erosiones parecidas a las que se viven a diario en los territorios desérticos del Sahara y Arabia. La situación preocupa la comunidad ambientalista, pero al mismo tiempo siembra la duda del papel humano en la tierra. La construcción de oleoductos y grandes fumigadoras que extraen y distribuyen desde las profundidades de la tierra el material energético que dinamiza las actividades humanas ocasionar mayor declive planetario.

Pero aunque el planeta no se acabe totalmente si sus seres vivos que circundan el globo. Ya comenzó la extinción animal de muchísimas familias que en otro tiempo se consideraron sagradas, el contrabando de marfil dio un duro golpe a las comunidades de elefantes y posiblemente en algunos años desaparezcan de la faz de la tierra, pues difícilmente pueden reproducirse esta especie en cautiverio.

Aunque eso no es nada si miramos lo que hace el humano en sus laboratorios. La familia Monsanto, intentó tratar genéticamente las semillas que más se consumen en el globo terráqueo, por ello es posible que las semillas pierdan sus defensas y mueran a causas de plagas, nada envidiables a las que sufrió el pueblo egipcio por culpa de Moises.

El efecto “Interestellar”

La película del año pasado del director Christopher Nolan nos acerca al panorama desolador que viviremos en menos de un siglo. La tierra al comenzar a erosionarse, formará nubes gigantescas de polvo, producto de la sequedad de la tierra: primera causa de nuestra desaparición. Los cultivos de maíz y trigo serán los últimos pero las plagas atacarán esta fuente alimenticia hasta que no quede nada.

La población humana sufrirá primero el declive demográfico por causa de las enfermedades y solamente los más ricos quedarán con vida, pero con el tiempo sucumbirán por falta de alimento. Los bosques y las selvas sufrirán el efecto por manos de los rayos gamma y x que entrarán con mayor facilidad por la atmósfera abierta, producto de la destrucción de la capa de ozono deteriorada por años.

Los valles y esos ecosistemas “vírgenes” vistos en las fotografías de National Geographic serán las últimas reservas de vida, pero la tierra se secará y fumigará todo ser vivo por las condiciones climáticas impropias, así que estos exóticos lugares desaparecerán.

Se supone que el agua es el producto con mayor posibilidad de constituir vida y allí se refugiarán algunas bacterias y animales de las profundidades que se alimentan sólo de carbono, posiblemente ellas sigan vivas y den comienzo a una nueva etapa de vida, pero para eso tardará millones de años.

Con la destrucción de los cultivos por las plagas, terminaran las posibilidades de existir en el mundo que conocemos actualmente. Será necesaria una nueva división social y las poblaciones de los países pobres sufrirán guerras por defender sus fuentes hídricas. Los países ricos se obsesionaran con proteger todo por medio de la guerra y Matrix será un referente muy parecido a lo que viviremos antes de que acabe todo.

¿Hay posibilidad de una salvación?

De pronto los únicos que se salven sean los cristianos que se irán al reino de los cielos (o en su defecto, los miembros de cualquier religión) pero las modulaciones estadísticas que comprueban el fenómeno tienen noticias desalentadoras. Ellas no dan la posibilidad de vida a más de doscientos años, todo se va acabar y la única posibilidad de sobrevivir es encontrar vida en otros planetas, pero el más cercano que tiene condiciones de vida está sumamente lejos, así que no se puede.

La única forma de darle un grito de aliento a la vida en la Tierra es dejar de contaminar, acabar con todos los recursos energéticos que dañan no solo la atmósfera sino la tierra y el agua, intentar trabajar con productos renovables e intentar cortar el modelo de economía y sociedad que tenemos actualmente.

Muchas veces se cree que no hay ninguna posibilidad porque los humanos siguen contaminado todo, pero si hubiese desde este momento un movimiento mundial a favor de la estabilización ambiental se llegaría a la posibilidad de no acabar todo tan rápidamente.

De lo contrario, es muy posible que nada llegue a una solución verdadera y todo el mundo sufra el cruel final que nos espera, y tú, ¿crees que el mundo puede acabarse por causas ambientales?

Fuente de imágenes: 1: fullblog.com.ar, 2: ecologiaverde.com, 3: dgcs.unam.mx

Para el 2100 se acabará el mundo


¿Conoces acerca de...?

Se habla de:                 

Lo más reciente