Michio Kaku, el científico que afirma tener pruebas de la existencia de Dios

Ciencia, Personas sorprendentes

Un científico reconocido

Michio Kaku, a pesar de su nombre japonés, fue nacido y criado en los Estados Unidos, donde ha realizado una magnífica carrera como físico teórico. A pesar de su campo de interés, una educación fuertemente religiosa (budista en el ámbito familiar y cristiana en el colegio) influyó para que el científico no se alejara del todo de la búsqueda de lo espiritual y buscara una manera de vincularlo a su vida.

Michio es reconocido en el ámbito científico por haber sido uno de los que propuso la teoría de cuerdas y por sus aportes a la física cuántica en general, principalmente en el campo de la supergravedad, la supersimetría y la física hadrónica. Sin embargo, en los últimos años el físico se ha concentrado en dedicarse a la difusión de los descubrimientos científicos y en aplicar sus hallazgos (y los de otros investigadores) en la cotidianidad y la filosofía.

Una de las afirmaciones más recientes de Michio (y también una de las que ha generado más polémica) es aquella de que la existencia de un Dios no solo es compatible con la física moderna, sino que puede deducirse de algunas observaciones experimentales. En particular, este científico llegó a esta conclusión tras investigar las propiedades de algunas partículas conocidas como taquiones.

La existencia de estas partículas no se ha logrado probar experimentalmente, pero sus propiedades podrían explicar algunos de los fenómenos cuánticos que hoy se nos antojan incomprensibles. De acuerdo con Michio, un dispositivo especial usando (en teoría) taquiones habría sido capaz de aislar completamente una partícula de la energía a su alrededor, volviéndola incluso “inmune” a las leyes del universo.

 

Esto, según el científico, nos indicaría que nos encontramos en una especie de “Matriz” en la que no existen las leyes más que bajo la influencia de una energía desconocida. Esta energía, teoriza, podría así mismo modificar las características del universo como si se tratase de un Dios.

Cabe aclarar que el mismo Michio ha afirmado en repetidas ocasiones que no considera la existencia de un dios como el cristiano o el musulmán, y mucho menos la vida de entidades como los dioses griegos, nórdicos o hindúes. Lo que él establece es la existencia de un Dios matemático (en varias ocasiones ha usado ese término), semejante al Dios de Spinoza: un Dios representado por el orden, la armonía, la belleza, la simplicidad y la elegancia. La postura del científico, en este aspecto, se asemeja a la que varias décadas antes tenía Albert Einstein.

El papel de la conciencia en la materia

La pregunta sobre si esta fuerza misteriosa, esta cualidad última de la materia, tiene una conciencia, y si esta conciencia es capaz de comprendernos y somos capaces de comprenderla, es mucho más compleja. Michio no especifica nada al respecto, pero sería bueno hacer un breve análisis del asunto:

Ya en el siglo XII la Iglesia decidió que no porque el mundo se contradijera con la Biblia habría que cuestionarla, pues la lógica de los hombres es inferior (y más endeble) a la lógica de Dios. De manera análoga, podríamos postular un universo cuya fachada pudiéramos ver y tratar de comprender, pero que solo una conciencia superior fuera capaz de manejar, como quien tiene los hilos detrás del telón del titiritero.

¿Crees en la existencia de Dios? ¿De cuál Dios? ¿Y crees que este Dios se preocupa por nosotros?

Fuente de imágenes: 1: images.diariolibre.com, 2: 2012profeciasmayasfindelmundo.files.wordpress.com

Michio Kaku, el científico que afirma tener pruebas de la existencia de Dios

¿Conoces acerca de...?