Los peligros ocultos del Río Wharfe y el Paso de Bolton

Clima salvaje y naturaleza, Lugares peculiares

Riachuelos en la campiña británica

En los campos de Inglaterra, en el área que se encuentra entre la Torre Barden y la Abadía de Bolton – en Yorkshire – se encuentra uno de los muchos riachuelos de las zonas campestres de la isla. Sin embargo, este no es como los demás.

Por lo general, los riachuelos se caracterizan por un flujo rápido de agua de poca profundidad y relativamente angostos que surcan las tierras altas de prácticamente todas las regiones del mundo. En el llamado Paso de Bolton, sin embargo, hay un riachuelo particularmente engañoso que le ha costado la vida a una gran cantidad de visitantes.

Se trata del Riachuelo del Paso de Bolton.

Profundidad

Lo que hace tan particular a este riachuelo es que no es un riachuelo. Poco más de 100 metros antes del Paso de Bolton se trata de un río de casi 10 metros de ancho: el río Wharfe. En un tramo de 91 metros el río se vuelve progresivamente más y más angosto hasta alcanzar un ancho de menos de dos metros… posible incluso de saltar.

El asunto es que el pequeño tamaño del riachuelo resulta engañoso. Debido a la geografía de la región, el río entra en este momento en un estrecho cañón cuya profundidad no ha sido determinada (pero seguramente sea de más de 6 metros) y cuya velocidad aumenta dramáticamente. Lo que es peor: el cañón se estrecha antes de la superficie, por lo que las personas ven es una capa superficial de agua que se mueve a velocidad moderada y no indica de ninguna manera los peligros que se esconden debajo.

Pues algo queda claro: no existe registro alguno de una persona que haya caído en el río y haya sobrevivido.

El último caso conocido ocurrió en noviembre 19 de 1998, cuando una pareja de recién casados cayó en el riachuelo luego de su boda. Las personas tuvieron la mala suerte de llegar al lugar luego de fuertes lluvias que hicieron que el nivel del río subiera unos 60 centímetros: sus cuerpos aparecieron varios centenares de metros más adelante.

Es natural que un observador desprevenido no considere esto un río mortal

Cuentos medievales

Desde tiempos antiguos los habitantes de Inglaterra parecían intrigados con el área, y en la actualidad abundan allí restos de pequeñas construcciones rituales y de antiguos restos de cultivo de la edad de hierro. Sin embargo, sería en la Edad Media que el lugar entraría en la leyenda.

De acuerdo con el relato la primera muerte documentada – a la que se debería el nombre del río – habría ocurrido en el año 1154, cuando el joven William de Romilly – miembro de la nobleza británica de entonces – se encontraba cazando en el área. Embebido en su labor, el joven no prestó la atención necesaria al río y terminó cayendo en la parte angosta, aquella que tiene un caudal rápido de la que difícilmente podría escapar cualquier hombre. Su muerte era inevitable.

Su madre, Alice de Romilly, jamás pudo superar la pena de perder a su hijo y heredero y decidió que poco importaba ya en su ausencia. Para garantizar al menos su salvación eterna y cuidar de su alma, la mujer decidió donar todas las tierras de la región a la Iglesia, y allí se fundaría el Monasterio de Bolton. A partir de entonces el joven vendría a recordarse como “El Chico de Egremont” y la zona como “El Paso de Bolton”.

Y así se recuerda hasta nuestros días.

Fuente de imágenes: 1: pinterest.com, 2: amusingplanet.com

Los peligros ocultos del Río Wharfe y el Paso de Bolton

¿Conoces acerca de...?