La gatica que salvó a todo un pueblo en Japón

Lo más reciente:

En la prefectura de Wakayama, en la estación de Tren de Kishi, una pequeña gata se acercaba cada día a pedir alimentos y un poco de agua. Acostumbrada al buen trato, poco a poco se ganó el cariño de los presentes hasta que fue adoptada por el Jefe de Estación de Kishi. Cualquiera que este leyendo esta historia pensaría que ese sería un final idóneo para el animalito, pero la vida de aquella gatica no termina ahí, porque aquella criatura, a quien más tarde llamaron Tama-Chan, salvó la economía de todo un pueblo.

Una jugada muy gatuna

Corría el año 2006 y la estación se veía en una gran crisis financiera: al ser la última estación del tren era poca la gente que asistía a visitar el lugar y la empresa ferroviaria, en un intento por reducir costos, convirtió todas las estaciones de la Línea de Kishigawa de tripulado a no tripulado.

Hasta que un buen día, una bella gatita se apareció en la estación y el director del lugar decidió nombrarla como jefe de estación. Tama, nombre que le otorgaron a la nueva empleada, tenía la función de saludar a los pasajeros. Su uniforme incluía: un sombrero de jefe de estación, y en lugar de un salario la estación le ofrecía a Tama comida para gatos y un lugar donde vivir, debido a su buen trabajo.

Para proteger a la gatita de las manos indiscretas, se le dio como oficina un bonito vitral y desde ese lugar, dio un poco de luz y esperanza a un sitio que parecía ser devorado por el desempleo. Cientos de personas pudieron ver nacer nuevas oportunidades de trabajo; como la encantadora cafetería donde se venden productos exclusivos inspirados en Tama.

Un cambio de look, más nuevos empleos

La estación también dio un vuelco completo, pues los trenes fueron transformados en dignos trenes con forma de gato y decorados con la imagen del animal. También la estación en su fachada (tejado) cuenta con sus buenas orejitas de gato.

Gracias a la nueva jefa de estación, en los meses que siguieron a su contratación se presentó un incremento de pasajeros de un 17%: de acuerdo con los medios japoneses “las estadísticas de usuarios del transporte público para marzo de 2007 mostraron un incremento del 10 % respecto al año anterior. Un estudio ha calculado que la publicidad en torno a Tama ha aportado 1100 millones de yenes a la economía local”. Esto, a su vez, impulsó la generación de nuevos empleos y le dio un aire a la hasta entonces estancada economía del pueblo, que se volvió una sensación en el escenario japonés.

Un triste fallecimiento y una nueva sucesora

Fueron 15 años llenos de trabajo y reconocimiento, en los cuales Tama supo ganarse su puesto en el corazón de las personas de Wakayama. Pero la vida de la directora de la estación de trenes llegó a su fin y Nitama su sucesora tomó las riendas del lugar.

La sucesora se convirtió en aprendiz de Tama durante el año 2012 y durante su periodo de entrenamiento se dedicó a mostrar por todos los medios que lo gatos no tienen nada de perezosos.

Bibliografía:

 

  1. https://cnnespanol.cnn.com/2016/04/08/11-cosas-que-hacen-de-wakayama-el-secreto-mejor-guardado-de-japon/
  2. https://es.wikipedia.org/wiki/Tama_(gata)

Imágenes: 1: zoomingjapan.com, 2: mysecretwakayama.com

La gatica que salvó a todo un pueblo en Japón
23 octubre, 2019
Se habla de:                         


Ver más Artículo al azar