Kumiho, la leyenda coreana del zorro de 9 colas

Leyendas, Seres mitológicos

Leyendas del oriente

Como muchos otros mitos, Kumiho (o su variante japonesa) ha sido modificado por la cultura popular japonesa, en este caso incluyéndolo en la popular serie de manga y ánime Naruto en la forma de un poderoso zorro de 9 colas. En el caso de la leyenda coreana, sin embargo, no se trata de una criatura temible… o no, al menos, de la misma manera.

Se cree que las leyendas del zorro de 9 colas se originaron en China, pero sería en Corea donde tomarían su forma moderna. De acuerdo con los relatos, se trata de una peligrosa criatura mitológica que gusta, ante todo, de comer carne humana.

Las transformaciones de Kumiho

No queda claro si las Kumiho son longevas por naturaleza o si, al contrario, es sobrevivir por una cantidad anormal de tiempo (1.000 años, según la leyenda) lo que convierte a cualquier zorro en una Kumiho. Lo cierto es que estas criaturas pueden supuestamente vivir por larguísimos periodos de tiempo y tienen una naturaleza intrínsecamente malvada.

Sin embargo, la característica más importante de una Kumiho es su capacidad para cambiar de forma a voluntad. Curiosamente, aunque podrían transformarse en prácticamente cualquier cosa, suelen preferir la figura de una mujer hermosa para seducir y engañar a los hombres. El objetivo de esta seducción es poder matarlos y comer sus hígados, ya que según la leyenda si una Kumiho no come 1.000 hígados en cada milenio de vida se deshará en forma de burbujas y abandonará para siempre este mundo.

Hay varias leyendas relativas a esta criatura en el folclor coreano. Una de las más interesantes habla de la aparición de una de estas criaturas en una boda imitando a la novia con tal perfección que era imposible distinguirla de la verdadera, y no fue hasta que le retiraron las prendas que pudieron notar sus rasgos de zorro. Otra leyenda famosa habla de un cazador que se encontraba en el bosque cuando vio a un zorro olisqueando una calavera y fue testigo de su transformación en una mujer y su recorrido hasta la aldea cercana, donde fue a “visitar” a sus hijos a los que no veía hace algunas semanas. el leñador al final pudo advertir a los pequeños que en realidad se trataba de un demonio que había asesinado a su verdadera madre y quería que ellos fueran los próximos.

Las leyendas de Kumiho comienzan a desaparecer en los tiempos modernos. Como muchas otras criaturas místicas, este legendario demonio pereció ante los afanes de modernización de la sociedad coreana, pero quién sabe si un último demonio zorro se esconde en lo profundo de los bosques de la península coreana esperando con calma que aparezca una víctima desprevenida.

Fuente de imagen: i44.servimg.com

Kumiho, la leyenda coreana del zorro de 9 colas

¿Conoces acerca de...?

Se habla de: