Hatshepsut, Faraona de Egipto

Lo más reciente:

La vida legendaria de Hatshepsut

En los 3.000 años de historia egipcia gobernaron un total de 170 faraones, entre los cuales destacan 7 mujeres que llegaron a ostentar el título… lo que de por sí es un hecho muy llamativo considerando la época en la que vivieron y las creencias tan arraigadas que poseía el pueblo (las cuales dictaminaban que solo los hombres podían heredar el trono ya que ellos eran descendientes o representantes de los dioses)-

Pero bueno, nuestra historia comienza en el año 1507 a.C., cuando los gobernantes del momento (la Reina Amhose y el Faraón Tutmosis I) dieron a luz a una bella niña llamada Hatshepsut, quien por línea de sucesión vendría a ser la legitima heredera de Tutmosis I. Sin embargo, a la muerte de su padre la niña fue relegada de su puesto y su hermano Tutmosis II obtuvo el trono.

Finalmente, Hatshepsut aceptó casarse con su hermano medio (Tutmosis) y a pesar de que estuvieron poco tiempo juntos, se rumoraba que la nueva reina intervino en varias acciones del gobierno aún siendo «únicamente» la esposa. Pero eventualmente Tutmosis II falleció y Hatshepsut vio en aquel suceso su oportunidad para subir al poder

Existía sin embargo un pequeño problema y era el hijo pequeño de su esposo muerto, Tutmosis III, quien para en ese entonces era un bebé. Fue así que Hatshepsut se nombró como regente, pero pensando a futuro y que algún día el bebé se convertiría en todo un hombre y tomaría su sitio como Faraón, la astuta reina entablo relaciones con las personas indicadas y una leyenda le abrió las puertas del reino.

El mito que la convirtió en reina

Los sacerdotes del momento confirmaron que Hatshepsut era la hija del dios Amón, por lo tanto, ella era legítima heredera al ser descendiente de un dios. Ella era fuerte, era poderosa pero no era un hombre, algo que los egipcios creían muy necesario para ser un buen faraón.

Se hablaba mucho de la belleza de Hatshepsut y de cómo sobresalía siempre entre la multitud, pero para acostumbrar a su pueblo a su presencia la nueva faraona asistía a eventos públicos vestida de hombre y usando una barba falsa. También era retratada como un hombre en estatuas y pinturas. Aún así, los miembros de la nobleza sabían que era mujer, por lo que Hatshepsut también aprovechó la autoridad de su padre fallecido, afirmando que él la había nombrado como su legitima heredera.

Los hechos fueron más importantes que las palabras

Sus acciones la hicieron un éxito entre su pueblo, bajo la mano de la gobernante el país de Egipto creó una fuertes bases económicas y sociales, pues en vez de expandir territorios Hatshepsut se concentró en hacer grandes obras arquitectónicas siendo las más célebres grandes obeliscos (hoy en día de se puede encontrar uno en la ciudad de Lúxor), aunque también es conocido el palacio de Ma´at, que aún hoy puede visitarse para ver sus paredes egypttoursportal.com bellamente talladas.

Pero de todas las edificaciones, la más imponentes que se puede encontrar es el Templo de Deir el- Bahari (su nombre se traduce como el más sagrado de los lugares sagrados). Es ahí donde descansan los restos de la Faraona y en sus paredes podemos vislumbrar su extraordinaria vida.

Otro logro que se debe destacar fue que Hatshepsut hizo un viaje en barco hasta Puntlandia (se cree que este lugar quedaba ubicado entre Somalia, Eritrea y Etiopia, en el Mar Rojo). El objetivo no era de conquista sino de exploración para crear relaciones comerciales con aquel sitio, pues por dos largos siglos Egipto y Puntlandia no habían manejado intercambio o exportación de productos.

El Heredero

Durante 22 años Hatshepsut gobernó el imperio, pero su sobrino/hijastro ya había crecido y estaba muy ofendido por lo que había hecho su madrastra. En consecuencia, mandó a destruir cualquier rastro de ella, pero la faraona era consciente de lo que podía suceder y por ello se aseguró en dejar un gran legado y esparcir relieves por todo el reino para que fuera imposible excluirla de la historia.

Ya fue a entrados del siglo XIX que el egiptólogo y decodificador Jean Francois-Champollion  le devolvió a Hatshepsut su lugar en la tradición egipcia, otorgándole los tributos que merecía como una de las líderes más importantes de la historia.

Bibliografía:

 

  1. https://es.wikipedia.org/wiki/Hatshepsut
  2. https://www.elespanol.com/cultura/historia/20181017/secreto-mejor-guardado-faraon-hatshepsut-escondia-piernas/346215807_0.html

Imágenes: 1: egypttoursportal.com, 2: nationalgeographic.com.es

Hatshepsut, Faraona de Egipto
21 septiembre, 2019
Se habla de:                 


Ver más Artículo al azar