El Retorno del Mamut

Ciencia, Zoología

El Mamut era el Rey de las estepas del norte

Megafauna

Como vimos en la saga de “Gigantes de la Tierra”, antes de que los hombres colonizaran nuestro planeta habitaban en las vastas sabanas y tundras gigantescos monstruos que hoy somos apenas capaces de imaginar. Solo en África, continente testigo de la génesis del Humano, sobrevivieron algunas de estas magníficas bestias al impacto de los cazadores.

Hoy, que comprendemos mejor el funcionamiento de los ecosistemas, queda más que claro que estos animales gigantes eran importantes para las sabanas y que su desaparición ha afectado grandemente el funcionamiento de estos ecosistemas.

Y así, en nuestra eterna manía de creernos dioses, hemos decidido que quizás valdría la pena resucitar algunos de estos titanes para que la Tierra vuelva a verse como lo hacía hace unos 20.000 años.

Parque Pleistocénico

Una de las primeras propuestas al respecto fue la construcción de un “parque pleistocénico” en las sabanas del sur de Estados Unidos. Estas regiones han sido muy afectadas por el sobrepastoreo ya que las especies que normalmente “ramonean”, devolviendo los nutrientes de las cortezas al suelo y regenerando los pastos, se extinguieron hace unos 9.000 años. La idea era, esencialmente, insertar fauna africana en la región para que replicase los procesos  que antes tenían lugar y devolviese a las planicies su fertilidad natural.

El programa del Parque Pleistocénico en Rusia busca reconstruir las antiguas pasturas

El plan era interesante, pero muy arriesgado e involucraba traer especies foráneas con potenciales consecuencias indeseables, por lo que por ahora sigue en el papel. Sin embargo, llevó a algunos a pensar en reintroducir especies nativas a las regiones en las que otrora habitaron, como la tundra siberiana.

Y así se creó un nuevo Parque Pleistocénico en la remota Rusia.

El retorno del Mamut

Este parque no nació con el objetivo de devolver el Mamut a la vida, únicamente su ecosistema. Las sabanas de pastura, características del periodo glaciar, se caracterizaban por una altísima productividad y por ser importantes sumideros de carbono que habrían sido destruidos por nuestros antepasados gracias a la caza extensiva de los animales que los habitaban.

Así, el parque comenzó por dar cobijo a un gran número de especies que habitaban allí en tiempos pasados y que daban forma a las tierras. Bueyes, alces, renos, bisontes y caballos salvajes rondaban las sabanas, y fue pensando en ellos que se construyó el parque.

En la actualidad se han agregado 6 especies de animales (bisonte, buey almizclero, caballo, wapití, alce y reno), pero se espera que a medida que se va ampliando el terreno y la pastura toma forma entren nuevos animales, que incluirían depredadores… y los mamuts.

Y es aquí donde viene lo interesante. Los restos helados de estos titanes están aún frescos y tienen ADN en perfecto estado, por lo que al menos en teoría clonarlos es una posibilidad real. En la actualidad, científicos de la Universidad Kinki de Japón se encuentran en el proceso de clonar un mamut usando el óvulo de un elefante indio, lo cual crearía un híbrido 88% mamut que podría volver a su viejo hogar en Siberia.

Una reconstrucción de como muchos creeríamos que se vería un parque pleistocénico con mamuts

El principal problema es conseguir que una madre elefante adopte, de gestación y amamante a una cría tan diferente y evitar que esto lleve a comportamientos erráticos y peligrosos a los pequeños “adoptados” (que, además, tendrán que abandonar a sus familias). Una vez se consiga esto – suponiendo que lo hagan – los mamuts podrán retornar a su viejo hogar.

Sólo entonces veremos un verdadero renacer de las grandes pasturas del norte.

Fuente de imágenes: 1: el19digital.com, 2: wired.com, 3: jurassicpark.wikia.com

El Retorno del Mamut

¿Conoces acerca de...?

Se habla de: