El hombre que trepanó su cabeza para mantenerse en un estado alterado de conciencia

Hechos insólitos, Personas sorprendentes

Viaje

Quienes disfrutan del consumo de sustancias psicoactivas y, en particular, aquellos fanáticos de las drogas psicodélicas (como el LSD, el DMT o los hongos) suelen encontrar un significado especial en cada momento que pasan en lo que podríamos llamar “estados alterados de conciencia”. Es apenas comprensible: la comprensión del mundo y de uno mismo que se puede lograr en estos momentos, si la situación se dirige adecuadamente, es invaluable.

Pero de allí a buscar un viaje perpetuo hay una distancia considerable. Para muchos, incluso, estas son experiencias de vida que valen precisamente en la medida en que son cosas esporádicas, a veces únicas e irrepetibles. Para otros, por lo visto, vale más el vivir así que en un estado ordinario.

Y fue esto lo que llevó a Joe Mellen a realizar un agujero en su cráneo.

Trepanación                          

Una trepanación consiste en un agujero craneal a través del cual se puede extraer un objeto indeseado o alterar el tejido cerebral. Practicado en muchas sociedades antiguas (con particular precisión por los Incas), este procedimiento puede ser peligroso, pero suele tener buenos resultados ante todo para curar heridas serias e impactos por objetos afilados.

Joe Mellen tenía otros objetivos en mente. En medio del apogeo de lo psicodélico que presenciaron los años 60’s el joven, entonces estudiante de Oxford, tuvo un par de experiencias con el LSD que lo marcaron de tal manera que decidiría vivir su vida, siempre, de aquella manera.

Así, en medio de este frenesí el joven conocería, casi por casualidad, al doctor Bart Hughes, quien había estudiado estos fenómenos y estaba convencido de que el flujo de sangre en ciertas regiones del cerebro controlaba este tipo de sensaciones.

Hughes también había profundizado en el tema del cerebro y consideraba que la postura erguida – que pone el cerebro por encima del corazón y reduce la presión sanguínea en él – habría privado a los seres humanos de maneras distintas, más complejas, de comprender el mundo. Así  mismo, el hecho de que al momento de nacer nuestras cabezas no estén del todo selladas indicaría que en esa parte del cráneo está el camino a estos nuevos estadios de conciencia.

Esta fue precisamente el área que Mellen decidió trepanar luego de sus reuniones con Hughes. De acuerdo con el hombre, al hacerlo el cerebro tendría un espacio para dónde expandirse y la sangre podría pulsar, algo que no hace a partir de la construcción del cráneo en el infante.

Resultados

A sus 76 años Joe Mellen parece estar bastante lúcido y no considera que su decisión haya sido errada. Aunque el efecto obtenido no fue precisamente el deseado, Mellen sí considera que su mente se expandió luego de este peculiar experimento y que fue la decisión correcta.

Es bueno mencionar que, en la cosmología hindú, esta parte del cuerpo corresponde en el sistema de chakras al sahasrara, la flor de loto de los mil pétalos y la conexión con el espíritu. Ya en el pasado modificaciones en esta parte del cráneo se habían realizado con el objetivo, precisamente, de comunicarse con lo divino, por lo que la decisión de Mellen ha sido considerada por algunos como la recuperación de antiguas técnicas para llegar a la iluminación.

Otros lo consideran poco más que un loco y, algunos, el ejemplo de por qué no se deben usar las drogas. En cualquier caso, Mellen considera que la trepanación puede verdaderamente modificar el pensamiento y cree que los médicos deberían estudiar el asunto más a profundidad.

Aunque sean pocos, seguro consiguen voluntarios. Como veremos en otros artículos, Joe no es el único en haberse realizado esta operación.

Fuente de imágenes: 1: venusfebriculosa.com, 2: noah.org

El hombre que trepanó su cabeza para mantenerse en un estado alterado de conciencia

¿Conoces acerca de...?

Se habla de: