Ada Lovelace, pionera de la programación

Agusta Ada Byron, nació el 10 de diciembre de 1815, fue pionera en el campo de la investigación y de la computación.  Gracias a su crianza poco tradicional, que desafiaba los estándares de pleno siglo XIX,  Ada creció rodeada de libros, arte y cultura, la investigación fue su mejor aliada a la hora de dar origen a los inicios de lo que hoy sería la programación de los ordenadores modernos.  Y el saber le permitió dejar una huella en la historia que superaría los siglos.

El amor y cuidado de su madre hizo brillar su talento

Lamentablemente, el matrimonio de sus padres no duro mucho, la pequeña Ada contaba con apenas 3 meses cuando sus padres se divorciaron y en lo que le quedó de vida, jamás conoció a su padre ya que éste se mudó de Inglaterra y cuando Ada tenía ocho años se enteró que su padre había muerto en Grecia.

No obstante, no todo fue una decepción para Ada ya que a su lado contaba con el apoyo de su madre, quien no vivía apegada a los cánones de la época, y promovió e incitó en su hija el deseo de aprender y cultivar su mente.

De  Lady Annabella heredó su gusto por las matemáticas y gracias a ella también pudo conocer grandes figuras de la ciencia y del arte, como Faraday o Dickens, cuando cursó materias en la Universidad de Londres. Gracias a la crianza poco usual de una niña de pleno tiempo victoriano a muy tierna edad recibió clases de literatura, música y también astronomía y matemáticas.

Su madre creía, que si alimentaba su parte racional su hija tendría el control y templanza para comportarse en sociedad. Ella sabiendo el temperamento impredecible de su ex-esposo, quería que su hija fuera todo lo contrario a él. Sin embargo,  Ada siempre vivió fascinada por la mítica figura de su padre.

Las matemáticas son ciencia poética

A pesar de los esfuerzos de su madre por someter la influencia de Byron en su hija, Ada poseía una gran imaginación y deseos por lograr grandes objetivos como volar por  los cielos. Cuando era más joven, una misteriosa enfermedad atosigó a la chica, quien pasó gran parte de sus años adolescentes en la cama. Aun así, esto no fue razón para alejarla  de su sueño, ella pasaba gran parte de su tiempo diseñando bocetos y estudiando el vuelo de los pájaros.

Ya para los 17 años, era más que obvio el talento de la joven Byron para los números y el lenguaje, así que  su tutora, la señora Mary Somerville, otra gran erudita y autodidacta de las matemáticas le presentó a Ada, el conocido matemático Charles Babbage, quien se quedó impresionado por los conocimientos de la joven. Ambos comenzaron una voluminosa correspondencia  sobre temas relacionados con las matemáticas que se convertiría en la prueba definitiva de los grandes logros de la mujer.

De noble a cortesana: la historia de Lola Montez La cortesana española que bailo para un rey Para Edward Gilbert, un militar británico, y Eliza Ol...
La Historia de Sancho de León, el Rey que por gordo casi pierde su reino El rey que lo perdió todo por su reino Sancho I de León fue el gobernante de uno de los reinos me...
Ashoka: El rey budista que unificó la India La unificación maurya La primera vez que toda la India fue unificada bajo un sólo gobierno fue en...

Babbage, llamado también como el padre de la computación,  había diseñado una máquina analítica que debía funcionar con los mismos principios que los futuros ordenadores, tristemente esa máquina jamás se llegó a construir, pero el científico hizo partícipe a Ada de sus avances, pues ella había entendido bien los principios del lenguaje que manejaría el artilugio.

Para el año de 1834, Charles Babbage invitó a Byron como una de sus asistentes, a ser parte de su investigación y de la elaboración del lenguaje de programación.

Los logros de Ada

Ada escribió un plan describiendo los pasos para calcular los valores de los números de Bernoulli e hizo distintas traducciones para científicos como Louis Menabrea: la idea era que hubiera a la mano distintas investigaciones en diferentes idiomas, en éste caso serían en inglés. La chica agregó sus propios pensamientos e ideas a las traducciones y las firmó con sus iniciales para evitar que la censuraran por ser mujer.

En 1835, Ada se casa con William King y tienen 3 niños pequeños, tres años más tarde su esposo se convierte en Lord Lovelace y ella en Lady Lovelace. La vida marital y familiar la alejó un tiempo de sus trabajos. Pero no pasaría tanto para que ella regresara al mundo de la investigación y los números.

Muerte y Tributo a Ada

Sus últimos años de vida, fueron realmente tormentosos: las deudas, los escándalos y  de por sí su ya delicada salud comenzaron a deteriorar su estado físico cada vez más. Para la edad 36 falleció de un cáncer de útero y su último deseo fue que la enterraran al lado de su padre.  

En el año de 1979, el Departamento de defensa de los Estados Unidos, desarrollo un lenguaje de programación creado para unificar todos los sistemas usados por este organismo y lo  bautizaron con el nombre de Ada.  Y las notas que publicó bajó sus iniciales fueron re-publicadas nuevamente con su nombre, en el año de 1953, casi 100 años después, ahora reconocidas como una descripción de su software.

Bibliografía

  1. https://www.muyhistoria.es/contemporanea/articulo/ada-lovelace-la-primera-programadora-informatica-831452174403

Imágenes: 1: vix.com, 2: huellasdemujeresgeniales.com, 3: phundee.com

Ada Lovelace, pionera de la programación
22 abril, 2018